AV - 8A (Matador)
Constructor: British Aerospace/Mc Donnell Douglas
Características:
Envergadura: 770 metros
Longitud: 1412 metros
Altura: 328 metros
Planta motriz: una turbina Rolls-Royce Pegasus 101
Velocidad máxima: 1.160 km/h (Mach 0'95)
Alcance táctico Hi-Lo-Hi: 644 km
Alcance máximo: 3.620 km

 

Historia:

El Harrier es el primer caza de despegue y aterrizaje vertical operacional del mundo, habiendo volado por primera vez el 28 de Diciembre de 1967 y entrado en servicio regular el 1 de Abril de 1969. Se trata de una evolución de una serie de demostradores técnicos diseñados por Hawker Aircraft Ltd. en el lejano año de 1957, como el Kestrel y el P.1127.

Es un aparato verdaderamente revolucionario, al combinar las prestaciones de un caza convencional de ala fija, con la flexibilidad operativa de un helicóptero. Esta flexibilidad se debe en parte a los requisitos que lo generaron: poder prestar apoyo táctico en el teatro de operaciones centroeuropeo, sin contar con aeródromos sofisticados y facilitando la dispersión y el enmascaramiento. Estos requisitos se mostraron totalmente acertados, cuando la Guerra de los Seis Días (1967) demostró la vulnerabilidad de una fuerza aérea agrupada en unas pocas bases.

Durante la crisis de las Malvinas de 1982, los aviones V/STOL Harrier tuvieron su bautismo de fuego, confirmando que eran cazas muy capaces y siendo uno de los más importantes protagonistas del conflicto. Como anécdota, baste recordar que los Sea Harrier (versión naval adoptada por la Royal Navy) consiguieron 24 victorias aire - aire contra los valiente pilotos Argentinos.

La Armada Española era consciente de la necesidad de adoptar un vector aéreo de ala fija, para poder garantizar la autodefensa de sus buques cuando estos quedaran fuera del alcance de los aviones del Ejercito del Aire basados en tierra. Con este objetivo, se iniciaron una serie de pruebas entre el 8 y el 9 de Noviembre de 1972, en las cuales el piloto británico John Farley demostró que la cubierta de madera del "Dédalo" soportaría la temperatura de los gases generados por la turbina de los Harriers. Estas pruebas se llevaron a cabo el golfo de León y supusieron tal éxito que el AJEMA (Pita da Veiga) anunció un primer pedido de ocho unidades. Este pedido no estuvo exento de polémicas, ya que las circunstancias políticas de la época impidieron que la Armada pudiera comprar los aviones directamente al Reino Unido (su fabricante), teniendo que hacerlo a Estados Unidos. Además, uno de los ocho Harriers iniciales se perdió en su traslado a la península (concretamente en territorio de los EE. UU. de América).

Las primeros Harriers recibidos por la Armada se corresponden a los modelos Mk.53 (monoplaza) y Mk.58 (biplaza), cuya nomenclatura Norteamericana era AV-8A y TAV-8A respectivamente (dentro de la Armada eran conocidos como VA.1 y VAE.1). Llegaron en 1976 e integraron la 8ª Escuadrilla, operando desde la base de Rota y desde el portaaeronaves "Dédalo". La 8ª Escuadrilla colocó a la Armada Española como pionera en la utilización regular de aviones V/STOL (Vertical/Short Take Off and Landing) embarcados.

En 1980 se recibieron cinco nuevas unidades (compradas directamente a Gran Bretaña), esta vez del modelo Mk.55, conocidos como AV-8S. Éstos eran prácticamente idénticos al anterior modelo (AV-8A), pero se caracterizaban por tener una serie de antenas de banda VHF, para facilitar las comunicaciones con helicópteros en alta mar.

Los Harriers I de la Armada fueron dotados de avisadores de alerta radar (RWR) Skyguardian 2000 de Marconi, interferidor ECM AN/ALE 7 TACAN, IFF, Smiths Industries HUD (mediante unidad DWG, Display Waveform Generator), girocompás Sperry G2C y otros sistemas de navegación. Su armamento podía ser adaptado a siete puntos de anclaje (dos de ellos exclusivos para cañones Aden) y consistía en distintas configuraciones de los siguientes sistemas:

La Armada Española se sintió muy satisfecha con la actuación de estos aparatos, que permitieron garantizar la defensa aérea de nuestros buques de guerra, actuando principalmente en misiones de superioridad aérea y ataque a objetivos de superficie desde los portaaviones "Dédalo" y "Príncipe de Asturias".

La 8ª Escuadrilla fue desactivada el 1 de Julio de 1997, y sus Harriers AV8-8S Matador fueron vendidos a la Armada Real Tailandesa, que opera con ellos desde el portaaviones Chakri Naruebet (buque construido en España por la Empresa Nacional "Bazán") y siendo los últimos Harriers de primera generación aún en servicio.

 
Alfonso Figueroa