El mar y la conquista de la Luna

La carrera espacial y la conquista de la Luna es la historia de un sueño humano que tuvo al océano por colchón. Este es el relato de una anécdota histórica que vincula al destructor Blas de Lezo con esta gesta de la Humanidad.

Una imponente estructura metálica atrapa instintivamente la atención del visitante que entra en la Escuela de Especialidades Antonio de Escaño de la Armada española en Ferrol[1]. Se trata del palo de señales que preside la Plaza de Armas, en las inmediaciones del edificio de Dirección.

El palo de señales tiene una función simbólica preeminente como portador de la bandera nacional que iza en el pico. También contribuye a la ambientación marinera de la escuela[2] evocando la vida a bordo de los buques de la Armada.

Como en otras muchas unidades e instalaciones de la Armada en tierra, el palo de señales de la Escaño procede de un buque dado de baja; en este caso del antiguo destructor Blas de Lezo (D-65), última de las cinco unidades de la prolífica clase Gearing que fueron cedidas por la US Navy a la Armada española en virtud del Convenio de Amistad y Cooperación entre España y los Estados Unidos de 1970.

D-65 Blas de Lezo

El Blas de Lezo fue entregado a España en Mayport (Florida) el 31 de octubre de 1973 en régimen de préstamo. Sometido a obras de acondicionamiento, arribó a Ferrol el 23 de julio de 1974, junto al Méndez Núñez (D-63) y el Lángara (D-64). El 5 de mayo de 1976 el Senado de los Estados Unidos autorizó su venta definitiva a España, que se verificó el 17 de mayo de 1978. El Blas de Lezo formó parte de la 11ª Escuadrilla de Escoltas y entre las acciones anotadas en su historial destaca la participación en la evacuación de La Güera en 1975. La progresiva entrada en servicio de unidades de escolta modernas y la obsolescencia de sus equipos y sistemas precipitaron su baja definitiva, que se produjo el 30 de septiembre de 1991, junto a su gemelo Gravina (D-62), quedando disuelta tras este acto la 11ª Escuadrilla.

 

El Blas de Lezo prestó más de 45 años de servicios ininterrumpidos bajo dos banderas, y como hemos anticipado, algunos de sus elementos más señalados fueron salvados del soplete, entre ellos el palo de señales, que fue trasladado a los terrenos de la entonces incipiente Escuela de Energía y Propulsión –heredera de la más antigua Escuela de Máquinas– inaugurada oficialmente por S.M. El Rey Don Juan Carlos el 17 de octubre de 1994.

Sin embargo no es la historia del Blas de Lezo la que queremos presentar en este artículo, sino la anécdota histórica que protagonizó el buque en 1962, cuando arbolaba aún la enseña de las barras y estrellas en el mismo palo de señales que hoy se erige en la Escaño. Entonces lo hacía bajo el nombre de USS Noa (DD-841), y que se halla inmortalizada en una placa a sus pies.

La historia del USS Noa

El Noa, construido por los astilleros Bath Iron Works en Bath (Maine), fue botado el 30 de julio de 1945 y entró en servicio en noviembre de ese mismo año. Como la gran mayoría de los buques de su serie no llegó a participar en la Segunda Guerra Mundial. Durante sus primeros años de vida operativa realizó varios despliegues, principalmente por el Mediterráneo, y sirvió como buque de pruebas para diversos programas de material experimental.

La Task Force Alfa

En 1961 el Noa fue sometido a tareas de modernización al estándar FRAM I, poco después entraría en la historia formando parte de la Task Force Alfa, como buque de rescate de astronautas.

La Task Force Alfa era una de las cuatro fuerzas operativas de la US Navy en el Océano Atlántico. Estaba especializada en el adiestramiento y el desarrollo de tácticas de lucha antisubmarina. Además de la guerra ASW, esta fuerza naval tenía encomendada como misión secundaria la búsqueda y rescate de los astronautas del Programa Espacial y la recuperación de sus naves. En total eran 24 buques nucleados en torno al USS Randolph (CVS-15) como buque de mando, un venerable portaviones de la clase Essex.

 

El vuelo orbital de John Glenn

De esta forma, el 20 de febrero de 1962, tras un vuelo orbital de casi 5 horas de duración durante el cual completó 3 órbitas sobre la Tierra, el teniente coronel de Infantería de Marina John H. Glenn se convertía en el tercer estadounidense en viajar al espacio, tras las experiencias suborbitales de Shepard y Grissom; y en el primero de sus compatriotas en orbitar alrededor del planeta azul.

Glenn no era el primer ser humano en circundar la órbita terrestre, este hito había sido alcanzado con anterioridad por los cosmonautas soviéticos Gagarin y Titov con sus naves Vostok 1 y Vostok 2 en 1961; sin embargo el vuelo de Glenn afianzó el desarrollo del programa espacial estadounidense, generando una ola de simpatía popular similar a la obtenida por los cosmonautas soviéticos tras su pionera hazaña.

El comandante Glenn era uno de los siete astronautas seleccionados en el proyecto Mercury, cuyo objetivo era poner en órbita naves tripuladas. Este proyecto pionero de la NASA fue precursor de los proyectos Gemini y Apollo. Gemini puso en órbita naves con dos tripulantes; y Apollo alcanzó el objetivo señalado por el presidente John F. Kennedy: situar al hombre sobre la superficie lunar antes de finalizar la década de 1960, hito que se alcanzó en 1969, apenas siete años después del vuelo orbital de Glenn.

John Glenn, aviador militar con experiencia en combate en dos guerras y piloto de pruebas, fue lanzado desde Cabo Cañaveral a bordo de la minúscula cápsula Friendship 7 impulsada por un cohete Atlas –en realidad un misil balístico adaptado para este cometido– en la misión Mercury Atlas 6. Tras una navegación no exenta de tensión debido a la información errónea proporcionada por sensores defectuosos de la Friendship 7, la cápsula se precipitó al mar sobre las aguas del Caribe entre Bahamas y Puerto Rico.

El USS Noa al rescate

Y es aquí donde entra en acción nuestro protagonista metálico, ya que la cápsula Friendship 7 amaró en la zona asignada al USS Noa, que tomó a bordo al comandante Glenn, confinado en el interior de su nave espacial sano y salvo, apenas 20 minutos después de caer al mar.

La estancia de Glenn en el Noa fue breve pero imborrable para la historia. La cápsula Friendship 7 fue recuperada por el destructor mediante un pescante especial instalado a bordo para esta misión. El astronauta fue transferido a un helicóptero Piasecki HUP-2 Retriever que lo trasladó al buque de recuperación principal USS Randolph. De esta forma el viejo veterano de la Guerra del Pacífico inscribía nuevamente su nombre en la historia de la carrera espacial, ya que unos meses antes también había recuperado con éxito del océano a Grissom tras su vuelo suborbital.

John Glenn y Pedro Duque

Tras su proeza, John Glenn fue elevado a la categoría de héroe nacional recibiendo múltiples homenajes y condecoraciones; Y aunque su ambición por tomar parte del proyecto Apollo se truncó al abandonar la NASA en 1964, la de la cápsula Friendship 7 no sería su última aventura espacial...

A finales de octubre de 1998, nada menos que 36 años después de su pionero vuelo orbital, John Glenn, por entonces un provecto miembro del Senado de los Estados Unidos, se convertía a sus 77 años en la persona de mayor edad en viajar al espacio formando parte de la tripulación del transbordador espacial Discovery.

Durante 9 días Glenn formó parte de la tripulacion internacional de la misión STS-95, en la que también se estrenaba como especialista de misión el astronauta español Pedro Duque.

Durante la misión desarrollaron varios experimentos científicos, algunos de ellos tomando el cuerpo del propio John Glenn como sujeto de análisis. El Discovery también desplegó y recuperó el satélite Spartan 201 y validó equipos experimentales destinados al telescopio espacial Hubble. La misión STS-95 se completó con éxito, reverdeciendo los laureles del otrora joven astronauta, y acrecentando su leyenda en la historia de la conquista del espacio.

Un año más tarde, en octubre de 1999, Duque y Glenn, junto a la japonesa Mukai y el ruso Poliakov, recibieron el premio Príncipe de Asturias de Cooperación Internacional como representantes de los países e instituciones internacionales que hicieron posible la exploración pacífica del universo.

John Herschel Glenn Jr. falleció el 8 de diciembre de 2016, a los 95 años de edad, en su Ohio natal, dejando su huella inmortal en las páginas de la historia de la humanidad dedicadas a la incipiente conquista del espacio.

Huella que también se mantiene viva en la Escuela de Especialidades Antonio de Escaño mediante una sencilla placa situada a los pies del palo trípode del antiguo USS Noa.

Texto: Xoán Porto

Glenn entrando en la cápsula Friendship 7 (Foto: NASA)Lanzamiento del cohete Atlas con la cápsula Friendship7, en la mision Mercury Atlas 6 (Foto: NASA)Preparando el izado de la Friendship 7 (Foto: NASA)Recuperación de la cápsula Friendship 7 por el USS Noa (Foto: NASA)Recuperación de la cápsula tripulada por John Glenn (Foto: NASA)Trincando la Friendship 7 a bordo del USS Noa (Foto: NASA)La dotación del USS Noa celebra la llegada a bordo del astronauta (Foto: NASA)John Glenn posando para los fotógrafos a bordo del USS Noa tras su exitoso vuelo orbitalJohn Glenn con el presidente Kennedy (Foto: NASA)Foto de familia de la tripulación de la misión STS-95 con la que Glenn regresaría al espacio en octubre de 1998 (Foto: NASA)Placa conmemorativa al pie del palo, en su primigenia ubicación, glosando la figura de D. Blas de Lezo, el historial del D65 en la Armada española, y su participación en el programa espacial estadounidense como USS Noa (Foto: Fernando Rivera/Revista Naval)Destructor D-65 Blas de Lezo, como nos confirmó Diego Quevedo, el Lezo se diferenciaba de sus hermanos de flotilla al llevar las dos torres artilleras dobles a proa, precisamente debido a la modificación sufrida para dejar la toldilla del buque expédita para su cometido como buque de recuperación de cápsulas espaciales (Foto: vía Temas Navales, Boletín interno de la E.E. Antonio de Escaño)Imagen del destructor USS Noa 841 (Foto: Col. Douglas Kasunic/NHHC)Vista del palo de la Escuela de Especialidades Antonio de Escaño en Ferrol (Foto: Xoán Porto/Revista Naval)Secuencia de la ceremonia de arriado de bandera (Foto: Xoán Porto/Revista Naval)El ceremonial marítimo, por su ejemplaridad, es de especial importancia en los centros de formación de la Armada (Foto: Xoán Porto/Revista Naval)oOcaso en la Escuela de Especialidades Antonio de Escaño (Foto: Xoán Porto/Revista Naval)El palo del Blas de Lezo/Noa y el, anhelado por el hombre, satélite terrestre, testigos mudos de nuestra historia (Foto: Xoán Porto/Revista Naval)Detalle del «somier», la antena radar de exploración aérea AN/SPS-29 superpuesto sobre la luna llena (Foto: Xoán Porto/Revista Naval)Detalle de la retícula del radar de exploración de superficie AN/SPS-10 del destructor USS Noa/Blas de Lezo, superpuesto sobre la Luna (Foto: Xoán Porto/Revista Naval)

Notas

  1. Este artículo es una adaptación del publicado en Temas Navales, boletín informativo de la Escuela de Especialidades Antonio de Escaño, número 41 (2016). 
  2. Queremos agradecer las facilidades proporcionadas por el CN D. Alfonso Vallés Sales, Comandante-Director de la Escuela de Especialidades Antonio de Escaño, para la elaboración de este artículo. 
  3. Perfil de John Glenn en el sitio web oficial de la NASA. https://www.nasa.gov/content/profile-of-john-glenn/
  4. Metraje de la misión MA-6 (NASA). https://youtu.be/qV_eAET43r0
  5. Metraje bruto de la misión MA-6 (British Pathé). http://www.britishpathe.com/video/astronaut-glenn-recovered-from-sea-after-orbit
  6. Fotonoticia y esquema de la cápsula Friendship 7, hemeroteca del diario ABC (21 de febrero de 1962). http://hemeroteca.abc.es/nav/Navigate.exe/hemeroteca/madrid/abc/1962/02/21/008.html
  7. Sitio conmemorativo 50 aniversario Friendship 7 en la Biblioteca de la Universidad Estatal de Ohio. https://library.osu.edu/projects/friendship-7/
  8. Cápsula Mercury Friendship 7 en el Smithsonian National Air And Space Museum. https://airandspace.si.edu/collection-objects/capsule-mercury-ma-6
  9. Concesión del Premio Príncipe de Asturias de Cooperación Internacional 1999. http://www.fpa.es/es/premios-princesa-de-asturias/premiados/1999-pedro-duque-john-glenn-chiaki-mukai-y-valery-polyakov.html
  10. En la película de 1983 The Right Stuff (Elegidos para la gloria), de Philip Kaufman, Ed Harris interpreta a John Glenn. 
  11. En la película de 2016 Hidden Figures (Figuras Ocultas) la historia del lanzamiento de Glenn a bordo de la Friendship 7 es narrada desde la perspectiva de las llamadas "calculadoras humanas" afroamericanas que contribuyeron al éxito de esta misión crucial del programa espacial estadounidense. https://www.youtube.com/watch?v=TKTzV5TyCTE
  12. Historial del USS Noa (DD-841) en el sitio web Hazegray.org. http://www.hazegray.org/danfs/destroy/dd841txt.htm
  13. Ficha de los destructores Gearing españoles en el sitio web de I. Puente. http://www.revistanaval.com/www-alojados/armada/buques2/d60.htm
  14. Listado de unidades de la Marina de los Estados Unidos que participaron como buques de recuperacion en el programa espacial. https://history.nasa.gov/ships.html
  15. Los datos y fechas relativas a los historiales de los buques han sido cotejados en el libro “Buques de la Armada española del Siglo XX” de Alejandro Anca Alamillo, ed. Ministerio de Defensa (2008). 
Revista