Dilma Rousseff inaugura las instalaciones industriales para la producción de submarinos

La presidenta de Brasil inauguró la Unidad de fabricación de estructuras metálicas UFEM para la construcción de los buques del programa Prosub en Itaguaí, Río de Janeiro

02/03/2013.- La presidenta de Brasil Dilma Rousseff asistió ayer en Itaguaí, en la región metropolitana de Río de Janeiro, a la inauguración de la Unidad de fabricación de estructuras metálicas (UFEM). Esta infraestructura forma parte de la unidad de producción para el ensamblaje de los anillos y secciones de casco de los cuatro submarinos S-BR Scorpène que el país americano construirá en el marco del programa Prosub (PROgrama de SUBmarinos) de la Marinha, iniciado en 2008, que contempla además la construcción del primer submarino de propulsión nuclear (SN-BR).

El proyecto de infraestructuras asociadas al programa supone una inversión de 7.800 millones de reales brasileños, alrededor de 3.000 millones de euros, y genera 9.000 empleos directos y más de 32.000 indirectos, la mayoría de ellos habitantes de la región metropolitana.

La UFEM cuenta con aproximadamente 55.000 metros cuadrados de naves cubiertas, equipadas con servicios, instalaciones y maquinaria especial, como grúas de hasta 150 toneladas de potencia ascensional o prensas de alta capacidad para la manipulación y el conformado de las aleaciones de acero de alta resistencia necesarias para la fabricación de los buques que Brasil construirá con asistencia técnica de la empresa francesa DCNS.

El complejo naval de Itaguaí, actualmente en construcción, cuenta con una superficie de más de 540.000 m2 de extensión, en el que se asentarán, además de la mencionada UFEM, un astillero de apoyo y mantenimiento que estará finalizado en diciembre de 2014; y la base naval, que servirá como centro de operaciones del Mando y flotilla de submarinos de la Marinha do Brasil, a partir de 2017, fecha en que será entregado el primer submarino Scorpène de propulsión convencional.

La base naval dispondrá de instalaciones y líneas de muelle para alojar 10 submarinos con los servicios de apoyo asociados, así como instalaciones específicas para el adiestramiento de las dotaciones.

Por su parte, el programa para la adquisición del SN-BR, primer submarino de propulsión nuclear, que se inició en julio de 2012, prevé el comienzo de las obras en 2016 y la entrada en servicio del buque en 2023.

El programa Prosub es el resultado de una asociación estratégica entre Brasil y Francia, que prevé la transferencia de tecnología y conocimiento, y la formación de consorcios entre empresas de ambos países. Las obras de infraestructura, que fueron comenzadas en enero de 2010 e inauguradas ayer están lideradas por DCNS y su socio local Odebrecht.

Dilma: «La industria de Defensa es sobre todo la industria del conocimiento»

La presidenta de la República Federativa del Brasil, Dilma Rousseff estuvo acompañada durante el acto de ayer por sus ministros de Defensa, Celso Amorim, de Ciencia, Tecnología e Innovación, Marco Antonio Raupp, y del Gabinete de Seguridad Institucional, general José Elito, entre otras autoridades civiles y militares. La Armada de Brasil estaba representada por su cúpula, encabezada por el Comandante de la Marinha, almirante Júlio Soares de Moura Neto, su Jefe de Estado Mayor, almirante Fernando Eduardo Studart Wiemer, y los ex-ministros de Marina, almirantes Alfredo Karam y Mauro César Rodrigues Pereira, entre otros. Por la parte industrial cabe destacar la presencia de los máximos representantes de DCNS y de Odebrecht, Patrick Boissier y Marcelo Odebrecht.

Rousseff quiso destacar, en su alocución ante los trabajadores e invitados, la importancia de las obras de infraestructura del complejo de Itaguaí en el marco del desarrollo tecnológico del país: «el hecho de que Brasil sea un país pacífico, sin conflictos con sus vecinos no es motivo para no tener una industria de Defensa fuerte [...] podemos afirmar com orgullo que el programa de desarrollo de submarinos es una realidad».

Dilma Rousseff hizo hincapié en su discurso en la relevancia que tiene para un país como Brasil contar un buque como el SN-BR, no sólo por lo que significa para el desarrollo tecnológico de la industria, sino para el apoyo en el ámbito de la soberanía, poniendo como ejemplo que en la actualidad, todos los estados que que forman parte del selecto club de países con acceso a la tecnología de construcción de submarinos de propulsión nuclear forman parte del Consejo de Seguridad de la ONU.

La presidenta tomó las palabras de su ministro de Defensa para afirmar que «La industria de Defensa es una industria de paz, pero también y sobre todo, es una industria de conocimiento. Aquí se produce tecnología, y también se difunde tecnología a todo el tejido industrial del país» para cumplir simultáneamente el doble papel de incitador del desarrollo científico y tecnológico, y al mismo tiempo, de generador de riqueza y empleo, para alcanzar también la superación y eliminación de la miseria.

Por su parte, el ministro de Defensa Celso Amorim destacó que es el momento de afirmar la importancia de la defensa de los recursos de la Amazonía Azul, en alusión a la amplia zona económica exclusiva del país sudamericano.

Notas

  1. Transcripción del discurso de Dilma Rousseff. http://www2.planalto.gov.br/imprensa/discursos/discurso-da-presidenta-da-republica-dilma-rousseff-na-cerimonia-de-inauguracao-da-unidade-de-fabricacao-de-estruturas-metalicas-2013-ufem-itaguai-rj
  2. Sitio web de la Marinha. http://www.mar.mil.br/
  3. Sitio web de DCNS. http://www.dcnsgroup.com/
  4. Sitio web de Odebrecht. http://www.odebrecht.com.br/
América  Dilma Rousseff inaugura las instalaciones industriales para la producción de submarinos