Alonso confirma la voluntad de adquirir misiles Tomahawk

El ministro de Defensa, José Antonio Alonso, confirmó la voluntad de adquisición por parte del Ejecutivo de los misiles de crucero Tomahawk que dotarán a los buques de la Armada. La decisión deberá oficializarse en Consejo de Ministros.

01/12/2006 Durante una entrevista radiofónica para el programa «24 Horas» de Radio Nacional de España, el ministro de Defensa confirmó la adopción de los misiles tácticos de ataque contra objetivos terrestres (TLAM) Tomahawk por parte de la Armada española, enmarcando este hecho en la normalidad de las relaciones entre España y Estados Unidos.

Las gestiones previas a la concreción del programa de adquisición de este tipo de armamento se iniciaron durante el Ejecutivo que presidía José María Aznar, y prosiguieron con el actual.

Utilizado a menudo por los analistas críticos con el Gobierno Socialista como símbolo del enfriamiento de las relaciones hispano-norteamericanas tras la guerra de Iraq, el proceso de adquisición de los misiles Tomahawk sigue el curso habitual de este tipo de contratos entre Gobiernos, desde la inicial muestra de interés de la Armada española y la autorización gubernamental para iniciar los contactos con la contraparte norteamericana, hasta la autorización para la venta a un Gobierno extranjero del material bélico por parte del Congreso de los Estados Unidos, que se produjo el pasado mes de julio.

Hasta este momento, el Congreso estadounidense ha autorizado la venta de misiles Tomahawk únicamente a Gran Bretaña y a España. Los británicos ya materializaron la adquisición de un primer lote de misiles, utilizados intensivamente por sus submarinos de propulsión nuclear en la campaña de Afganistán, por lo que han ejercitado nuevas opciones de compra para reponer su arsenal agotado.

En el caso de la Armada, no se han concretado cifras, plazos o dotación presupuestaria del programa, pero se estima una compra inicial de 60 unidades, que ampliarán las capacidades de las fragatas de la clase F-100 «Álvaro de Bazán», mediante su integración en el lanzador vertical de misiles mk41; y en los submarinos de la clase S-80, actualmente en construcción en Cartagena, que podrán lanzarlos en inmersión desde sus tubos lanzatorpedos.

En relación con este último programa, la empresa Raytheon, suministradora de los misiles Tomahawk, desistió en los últimos meses de su pleito contra el Ministerio de Defensa por la adjudicación del sistema de combate de los submarinos S-80 a la empresa competidora Lockheed Martin.

Fotografías

Las fragatas F-100 verán ampliadas sus capacidades con la adquisición de los misiles TLAM. En la imagen, los cuatro buques de la clase actualmente en servicio, durante una navegación conjunta efectuada el pasado mes de septiembre en aguas gallegas (Foto: Armada)

1 Las fragatas F-100 verán ampliadas sus capacidades con la adquisición de los misiles TLAM. En la imagen, los cuatro buques de la clase actualmente en servicio, durante una navegación conjunta efectuada el pasado mes de septiembre en aguas gallegas (Foto: Armada)

Archivo 2004-2011